El cobre, camino de su cota de cierre más alta desde junio de 2015

Los precios del cobre se dispararon este lunes, ampliando ganancias tras registrar su mayor subida semanal desde 1980, ante el creciente optimismo en torno a los efectos de la presidencia de Donald Trump en la economía de Estados Unidos.
En lo relativo a la división Comex del New York Mercantile Exchange, el cobre para entrega en diciembre se negoció a 2,547 USD por libra a las 8:55, hora de la costa este (las 14:55 en España), disparándose un 1,51% o 3,8 centavos.
El viernes se había situado en 2,734 USD, su cota más baja desde julio de 2015, ante las expectativas de que la presidencia de Donald Trump podría desencadenar una oleada de gasto en infraestructuras.
Trump aseguró durante su campaña que emplearía más recursos en la reparación de carreteras antiguas, aeropuertos y puertos y que emprendería otros proyectos de infraestructuras.
Los precios del metal rojo se dispararon casi un 11% la semana pasada después de que Trump elevara las previsiones acerca del aumento del gasto en infraestructuras, mientras que los últimos indicios de aumento de la demanda de China también han reforzado los precios.
El metal se considera indicador de la economía mundial. Se utiliza en la construcción de edificios, la generación y transmisión de energía y la fabricación de productos electrónicos.
Por otra parte en el comercio de metales, el oro registró máximos de más de cinco meses, pues los actores del mercado siguen vendiendo el metal precioso tras la victoria de Donald Trump en las elecciones a la presidencia de Estados Unidos.